Las personas con TDAH tienen un mayor riesgo de padecer enfermedades de transmisión sexual

publicado en: Noticias | 0

 

El TDAH es un trastorno del neurodesarrollo que afecta a aproximadamente entre un 5% y un 7% de la población de niños y adolescentes, y hasta a un 2% de la población de adultos. Cada día se conocen mejor los factores que producen este trastorno, y cada vez se sabe que las funciones ejecutivas están más presentes en el desarrollo y mantenimiento de éste trastorno.

Una de las principales funciones ejecutivas es precisamente el control de impulsos, que suele estar bastante afectada en la población de personas que sufren éste trastorno de TDAH,y prácticamente todas las conductas impulsivas presentan dificultades  en éstas personas, como el juego, la comida, el consumo de alcohol y drogas, y cómo no, las conductas sexuales, ya sea a través de la pornografía, la masturbación y las relaciones sexuales.

No es nuevo que desde el ámbito clínico se sepa que las personas que sufren TDAH tienen una conducta sexual alterada, sobre todo una hipersexualidad, y que en nuestras consultas son frecuentes los casos de pacientes que están diagnosticados de TDAH y que presentan problemas de alteraciones sexuales, como la masturbación y la visualización de contenidos pornográficos de forma compulsiva, o las conductas sexuales de riesgo, provocando embarazos no deseados o el contagio de enfermedades de transmisión sexual.

Ahora ha sido un estudio de la Universidad Nacional Yang-Ming de Taiwan el que ha demostrado una fuerte relación entre el TDAH y las enfermedades de transmisión sexual, que han llegado a cifras de hasta tres veces más frecuentes en aquellas personas que han sido diagnosticadas de TDAH. No obstante, en el mismo estudio se ha encontrado que entre aquellos pacientes diagnosticados de TDAH que están siendo tratados, éste problema se reduce hasta en un 41% de los casos.

Si bien no es una información nueva, pues ya era conocido desde hace tiempo que el TDAH tiene un mayor riesgo de padecer otras patologías, éste estudio viene a afirmar desde el punto de vista estadístico que los conocimientos en el ámbito clínico estaban en lo cierto, y que los psicólogos y psiquiatras que trabajan con pacientes con TDAH deben tener muy presentes éstas patologías duales para prevenirlas antes de que aparezcan.

 

Fuente: ECODIARIO

Dejar una opinión